Algunos quizá sepan (por mi perfil en LinkedIn) que la vida me ha llevado a un trabajo donde me he tenido que especializar de la noche a la mañana en un tema aparentemente sencillo: la transmisión de video en vivo (Live video) o bajo demanda (VOD) a través de internet.

Si bien el tema ha sido muy nuevo para mi, no ha dejado de ser apasionante, y lo que descubrí es que hay muy pocas páginas (y mucho menos en español) que hablen seriamente del tema, a nivel técnico, por lo que creo que, aparte de volverse un ejercicio de sinopsis para lo que estoy aprendiendo, creo que puede llegar a ayudar a un par de personas que estén tratando de entender lo que estoy haciendo, así que iré dejando esporádicamente este tipo de apuntes, esperando que los que me leen de forma cotidiana con mis temas más personales, no se alejen.

Hoy hablaré un poco de una arquitectura de IPTV

La IPTV (Internet Protocol Television) es en términos llanos, la forma en que gran parte de las cadenas televisivas están mudando, tanto para poder transmitir contenido en HD (Alta definición) como para poder transmitir en todas las plataformas en las que ahora tienen que estar presentes, todas ellas basadas en una conexión a internet. La transmisión puede ser en vivo (como cuando prendes tu televisión) o bajo demanda (por ejemplo cuando ves un capítulo en Netflix o YouTube – aunque sea en tu tele)

Esta infraestructura basa su tecnología en transportar videos en formatos MPEG-2 que utilizan protocolos claramente diferentes de transmisión de datos a los que estamos más familiarizados (http, ftp, smtp, etc.).

Dichos protocolos pueden ser (no son los únicos), dependiendo del tipo de contenido a transmitir:

IGMP (Internet Group Management Protocol) – este sirve para transmitir contenido de canales de TV “tradicionales”. Este protocolo corre correctamente en IPv4, si se requiere IPv6 hay que usar el protocolo ICMPv6; 

RTSP (Real Time Streaming Protocol) – este protocolo sirve para servir contenido bajo demanda (VOD) y tiene capacidades como pausar, regresar o adelantar a voluntad. Es importante entender que este protocolo es un protocola a nivel de aplicación, la transmisión de datos descansa en el protocolo de transporte en tiempo real (Real-time Transport Protocol) que es el que ofrece el servicio de streaming per se;

RTCP (RTP Control Protocol) – Que realmente “cierra el círculo” entre el RTSP – RTP – RTCP, pues la principal función de este protocolo es “monitorear” la calidad del servicio para mantenerla en los estándares.

Para poder administrar los contenidos, tanto lineares como bajo demanda, es necesario implementar una serie de de tecnologías que en próximas entregas expondré.

Espero comentarios y, más importante, colaboraciones.